Nuevos créditos para construcción sostenible y energías renovables

Ξ La construcción sostenible y las energías renovables son el futuro, eso está claro. Sin embargo, la instalación de estos sistemas muchas veces resulta costosa, y es una inversión que muchas empresas no están en condiciones de realizar. Entonces es cuando ciertas líneas de crédito, como la que lanzó recientemente el Banco Galicia en Argentina, cobran especial relevancia.

El Banco Galicia anunció nuevas líneas de financiamiento para proyectos de energías renovables, construcciones sostenibles o de eficiencia energética, a tasas fijas de entre el 6 y el 8 % anual. Esta ampliación del programa de préstamos se logró tras la reciente emisión de un bono verde por US$ 100 millones suscrito por la Corporación Financiera Internacional (IFC).

“Se espera que estos proyectos reduzcan las emisiones de gases de efecto invernadero en Argentina…”

La nueva línea apunta a proyectos de generación eléctrica a partir de energía solar, biomasa, biogás o minihidro, y a procesos de eficiencia energética como renovación de sistemas de iluminación, de refrigeración, de calderas, de generadores o minimización de pérdidas. Se espera que estos proyectos reduzcan las emisiones de gases de efecto invernadero en Argentina en unas 157.500 toneladas métricas de CO2 por año, el equivalente de quitar 33.700 automóviles de las calles.

En el análisis de los proyectos de eficiencia energética, se contemplan aquellos que generan un ahorro energético mínimo del 15 %, lo que contempla instalación de luminarias led, reemplazo de equipos obsoletos o adecuación de procesos productivos, entre otros. El programa permitirá financiar a los clientes por hasta US$ 30 millones en proyectos de generación de energía eléctrica por fuentes renovables de hasta 50 Mw, lo que permite que muchos proyectos ingresen al financiamiento.

También te puede interesar: “Alternativas ecológicas de la construcción – Tobias Serrano”

Este es el primer bono verde emitido por una institución financiera privada en Argentina. Su intención es la de acercar a pequeñas, medianas y grandes empresas a un financiamiento en dólares a mediano y largo plazo, al que no tendrían acceso de otra forma.

Dejar un comentario