¿Cómo aplicar el minimalismo a la construcción?

La corriente del minimalismo pica en punta en cuanto a moderno se refiere. Te contamos de donde viene y cómo encararla en la construcción de nuestro hogar.

El estilo minimalista proviene de una tendencia donde se rescata el concepto de lo “mínimo“.  Mies Van Der Rohe fue el pionero en esta tendencia al proponer su famosa frase: “less is more” o “menos es mas”. De ahí deriva el término y la tendencia de conseguir mucho con lo mínimo indispensable.

Si tenemos que enfocarnos en características principales de esta corriente debemos hablar de edificios con pocas líneas, espléndidos por su simplicidad de formas y materiales. El “menos es más” es el gran principio del todo apuntando a colores llamativos y ambientes amplios y despojados, evitando todo el exceso de ornamentación.

Lo sobre y austero pondera en este caso de la mano de la simpleza y la geometría elemental reflejada en sus líneas y formas.

Materiales para aplicar el minimalismo a la construcción

Si deseamos aplicar el minimalismo a la construcción de nuestro hogar podemos comenzar por pequeñas cosas. Entre los materiales más usados en una decoración minimalista se encuentran:

  • Madera
  • Vidrio
  • Acero inoxidable
  • Cromo
  • Espejo
  • Mármol
  • Granito

Todo debe tener su lugar y cuando no esté en uso, debe ser guardado, preferiblemente fuera de la vista.

construccion minimalista

Luz y espacio

Por otro lado, el uso de la luz y la espacialidad son muy particulares a la hora de aplicar el minimalismo a la construcción. Se debe apuntar a espacios amplios, bien iluminados y con la decoración justa.

Colores

Además, cuando se construye en base al minimalismo sobresalen las líneas rectas y bloques de formas puras y simples. Desde el color se tiende a la monocromía de tonos suaves predominando el blanco y el crudo. Siempre creando contrastes de materiales y texturas diferentes.

En definitiva, como habrán notado el minimalismo es un estilo moderno pero a la vez simplista y no tan imposible de encarar si deseamos dar un cambio brusco o encarar una construcción desde cero. La introducción esta tendencia de construcción te obliga a tener en cuenta que “menos es más” y que esto puede cuadrar perfecto.

Dejar un comentario